5 tips para optimizar tu tiempo y el de tu equipo de ventas

En nuestra constante lucha contra el tiempo se hace necesaria la búsqueda para optimizar las tareas de nuestro equipo, aprende como lograrlo.


DataCRM

29 SEP 2021

 

El tiempo: Divino tesoro. La fuente que trae todas las soluciones y que puede acrecentar todos los males. ¿Lo controlamos? Nunca lo haremos, sin embargo, existen maneras de optimizarlo y “ponerlo de nuestro lado”.

 

Cuando necesitamos obtener resultados para nuestra empresa y lo vemos lejano, es cuando más nos damos cuenta de que algo malo está pasando. Todo equipo de ventas juega contra el tiempo, por eso necesita ofrecer su mejor versión en un lapso determinado para saber si está haciendo bien o no las cosas. ¿Qué hacer? ¿Se pueden obtener mejores resultados con el mismo equipo, al mismo tiempo? La respuesta es sí, y tiene su base en saber manejar esas fechas estipuladas y lograr que entre todos se cumplan los objetivos.

 

¿Cómo hacerlo? Aquí te compartimos estas claves que ​​le ayudarán a tu equipo de ventas a optimizar su tiempo y, por ende, a obtener mejores resultados:

 

#1 Establecer objetivos alcanzables en tiempos reales.

Para lograr emprender y llevar tu empresa y a tu equipo al siguiente nivel debes saber plantear objetivos, tanto a corto como a largo plazo. Debes mantener los pies en la tierra a la hora de plantear metas y objetivos. A veces, por querer alcanzar el éxito, queremos abarcar más de lo que podemos hacer. Recuerda, “el que mucho abarca poco aprieta”.

 

Nada ganas creyendo que lo harán todo lo más rápido posible, si antes no lo han hecho. Es importante, al momento de establecer estrategias junto a tu equipo, que determinen metas y fechas reales para entregar los objetivos y así evitar no cumplirlas.

 

Aquí te dejo cinco características que deben tener tus metas para poder ser alcanzables en las fechas y tiempos esperados:

  1. Ser específica

  2. Ser medible

  3. Ser alcanzable

  4. Ser oportuna

  5. Ser realista

 

#2 Conoce a tu equipo de trabajo.

No todos tienen la misma metodología y no todos hacen las cosas de la misma manera. Resuelve con cada quien lo que le resulta más fácil de hacer, o bien, emplea diversos métodos con los cuales cada miembro de tu equipo para que puedan realizar cualquier labor a su manera, que se sientan cómodos e identificados para llevar a cabo sus tareas, que encuentren motivación, y alcancen el éxito de los proyectos en los tiempos establecidos de forma óptima.

 

Si le ofreces opciones y alternativas a tu equipo de trabajo, estás en la capacidad de exigir buenos resultados. Recuerda, que estás brindando todas las herramientas necesarias para su adaptabilidad y comodidad. Y recuerda, exigir no implica el maltrato, una buena actitud puede hacer que ellos entiendan que tú también buscas lo mismo: Los mejores resultados.

 

#3 La organización es importante.

Es importante planificar las actividades que tienes pendientes durante el día. Si no planificas corres el riesgo de aplazar actividades prioritarias, no cumplir con el tiempo de entrega de ciertas labores, o quizá terminar priorizando el trabajo de otros por encima del tuyo o de tu equipo. Lo que significa que al final del día, no habrán cumplido con las metas.

 

Por ello, es necesario estructurar tus prioridades y las de tu equipo y mantener control sobre lo que se necesita. A continuación encontrarás un par de herramientas que te permitirán organizar mejor el tiempo de tu equipo de ventas:

 

  1. Emplea un check list y prioriza tus necesidades, posiciona las tareas más importantes en el primer lugar de la lista. Así, le podrán dar solución pronta y habrá tiempo suficiente para continuar con las demás actividades o responsabilidades.

  2. Utiliza plataformas digitales donde puedas gestionar tareas y proyectos junto a tu equipo de trabajo. Esto te ayudará a llevar un control, y mejorar los procesos de comunicación, organización y planificación junto a tu equipo.

 

#4 Apóyate de los recursos tecnológicos.

La tecnología es un instrumento fundamental para apoyar los diferentes procesos y actividades, esto, mientras le des un buen uso. La tecnología no debe ser un ladrón de tiempo, por el contrario debe servir como un optimizador. De hecho, la tecnología te puede brindar infinidad de herramientas, técnicas y conocimientos que permiten adaptar y agilizar el trabajo. A continuación te dejo dos herramientas de las que puedes sacar provecho:

 

  • Dispositivos móviles: Aparte de ofrecernos entretenimiento, es un recurso que facilita los procesos de comunicación con tu equipo y a su vez, la productividad. Estos dispositivos te permiten compartir documentos, gestionar actividades, realizar llamadas y reuniones sin necesidad de desplazarte o dirigirte a un ordenador. Puedes hacer estos procesos desde cualquier lugar y en cualquier instante sin interrumpir otras actividades y agilizando las tareas de tu equipo.

 

  • CRM: Como bien sabes un CRM es un software que te permite gestionar los procesos de venta de tu empresa. Facilita las relaciones con los clientes y la organización y actualización de la información a nivel general. Adicionalmente, te ayuda a planificar y optimizar actividades y generar informes de forma automática.

​​​​​​​

Con un CRM puedes ahorrar tiempo y agilizar procesos de tu empresa, que si los realizas tú mismo puede tomarte horas. Solo pregúntate ¿Cuánto tiempo te toma realizar un informe? ¿Cuánto te toma actualizar la información de tu empresa? Puede ayudarte a alcanzar tus metas en tiempos reales y de forma rápida.

 

Sin duda es un complemento que podrá ayudarte a terminar más rápido los deberes y a canalizar mucho mejor la información. Así, se evitan errores y se corrigen detalles.

 

#5 Aumenta tu motivación fijándote metas diarias.

Establecer metas diarias te ayudará a tener un enfoque, mantener un control sobre las actividades y los procesos; y dar sentido al trabajo. Cuando tienes en mente una meta, tendrás la motivación suficiente para querer cumplirla y sentirte satisfecho al final de la jornada.

 

Todo equipo de ventas necesita motivación continua y las metas permiten alcanzarla. ¿Cómo? Permiten reforzar tus compromisos de trabajo, plantearte retos constantes para poder cumplirlas, dar lo mejor de ti y de tu equipo. Sirven para alcanzar el éxito y la excelencia, permitiendo que tu equipo mejore sus habilidades, capacidades y destrezas en la ejecución de las tareas y proyectos.

 

Tal es su importancia, que la motivación generada ayuda a mejorar el trabajo en equipo, incentivar sus logros, corregir sus errores y estar en mejora continua. Lo cual, siempre dará los mejores resultados.​​​​​​​


Aumenta tus ventas ahora mismo con nuestro CRM

Este sitio utiliza cookies para mejorar tu experiencia.
Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies.