¿Cómo debe ser el vendedor ideal para una empresa?

Publicado en Vende más por Ricardo López . 01-12-2016

Si las personas perfectas existieran, no tendríamos inconvenientes de ningún tipo. Nuestro negocio sería potencialmente perfecto y nos lloverían los clientes y por ende, el dinero. ¡Pero no! Creer en utopías muchas veces nos aleja de nuestros objetivos o no nos permite centrarnos en lo que realmente importa: El talento para conseguir las cosas.

Al momento de realizar la búsqueda de las personas que integrarán tu equipo comercial es muy importante que tomes en cuenta ciertos comportamientos que servirán para cubrir todos los aspectos necesarios en tu empresa. Antes de eso es importante que tomes en cuenta: no todos son iguales, por eso no todos van a tener una metodología de trabajo similar y si al final, se consiguen los resultados, el paso a paso carece de sentido. ¡Ojo! Esto no quiere decir que tú, como líder de empresa no vayas a establecer parámetros de entrega o integrar sistemas para que tu grupo laboral se apoye, pero sí quiere decir que debes respetar la manera de hacer las cosas de cada uno de tu equipo de trabajo y así, contratar a aquellos que se adaptan a tus necesidades y que entran a cumplir una función dentro de tu equipo laboral.

¿Qué debes tomar en cuenta?

#1 Destaca un aspecto de las personas que necesitas en tu fuerza de ventas. Por ejemplo, un equipo ideal incluiría a alguien fuerte en apoyarse en la tecnología, alguien que sea muy bueno con los números y que sea capaz de demostrar estadísticamente que tu producto sea mejor, alguien con encanto y capaz de vender hasta una piedra, si dentro de tu equipo reúnes estas habilidades, ya vas por buen camino.

#2 Deja en firme tu liderazgo. Haz que sientan que tienen la libertad suficiente para hacer las cosas a su modo pero que es importante que sigan ciertos parámetros o una estructura de negocio definida para llevar el control de los procesos.

#3 Mejora el ambiente laboral. A pesar de que como vendedores, tu fuerza laboral está en una competencia continua, establecer un buen clima dentro de la empresa, de compañerismo y sin preferencia, hará que todos sean felices.

Tal como si fuera un equipo de fútbol, dentro de un equipo de ventas todos tienen sus puntos fuertes y puntos débiles y dependerá de ti como líder haber establecido desde el inicio qué necesitas para tu empresa y el talento que más podría aportar para obtener los mejores resultados. Tú eliges a tu grupo, por ende, tú tienes la responsabilidad de sacar lo mejor de ellos.

Este sitio web utiliza cookies para mejorar tu experiencia.
Al continuar navegando aceptas nuestra Política de Cookies.